El tabaco contiene hasta siete mil sustancias químicas, de las cuales 250 son tóxicas y alrededor de 70 están relacionadas con el desarrollo de algún tipo cáncer.

La mayoría de los fumadores, hacen intentos para dejar de fumar, pero no es frecuente dejar de hacerlo en el primer intento, especialmente si no se cuenta con ayuda. Los especialistas mencionan que es más probable que una persona pueda dejar de fumar si utiliza medicamentos y asesoramiento, estrategias que han demostrado ser eficaces. 

Los medicamentos ayudan a sobrellevar la situación al reducir los síntomas de abstinencia y los antojos, mientras que los tratamientos conductuales apoyan al paciente a desarrollar las habilidades que necesita para dejar el tabaco. 

Comments are closed.